Entretenimiento

Qué es el linfoma, el cáncer de la sangre más común en adultos

El cáncer es una de las principales causas de muerte en todo el mundo y el linfoma es uno de ellos.

Casi 10 millones de personas perdieron la vida en 2020 por esta enfermedad en todas sus variantes, informa la Organización Mundial de la Salud.

El tipo de cáncer que más muertes provocó el año pasado fue el de pulmón con 1,8 millones, pero el que registró la mayor cantidad de casos fue el de seno, con 2,26 millones de casas.

Pero existe una clase de cáncer de la sangre que está en aumento y que es el más común entre los adultos: el linfoma.

Este 15 de septiembre, Día Mundial de Concientización sobre el Linfoma consultamos a especialistas para saber de qué se trata este cáncer y cómo detectarlo.

Qué es el linfoma

Existen tres grandes grupos de cáncer de sangre: leucemia, mieloma y linfoma.

Este último, a la vez, se divide en dos tipos principales: el linfoma de Hodgkin y el linfoma no Hodgkin.

Se llama así porque en 1832 fue descubierto por el patólogo británico Thomas Hodgkin (1798-1866) tras analizar a varias personas con síntomas de un cáncer que afectaba los ganglios linfáticos.

LEA TAMBIEN: The Morning Show mira más allá del #MeToo en su nueva temporada

Según explica la Asociación de Leucemia y Linfoma de Estados Unidos, esto sucedió porque las investigaciones posteriores revelaron que la enfermedad es una consecuencia de una lesión en el ADN de un linfocito que es un tipo de glóbulo blanco, los responsables de defendernos frente a las infecciones.

El cambio en el linfocito lo convierte en una célula. Estas se amontonan y forman masas de células, que son tumores, y suelen agruparse en los ganglios linfáticos o en otras partes del cuerpo.

«Vamos a suponer que el cuerpo es como una casa y la leucemia afecta a la casa entera, mientras el linfoma afecta a una habitación. En un sólo sitio, una parte cuerpo, que son los ganglios», le dice a BBC Mundo la doctora Carla Casulo, directora del Programa de Servicio de Linfoma del Instituto de Cáncer Wilmot de la Universidad de Rochester de Nueva York.

Podría gustarte esto

Leer Más